haga clic para activar el zoom
Cargando Mapas
No hemos encontrado ningún resultado
Expandir mapa
Mi ubicación Pantalla Completa Anterior Siguiente
Búsqueda Avanzada
Encontramos 0 Resultados. ¿Quieres cargar los resultados ahora?
Búsqueda Avanzada
encontramos 0 resultados

Sus resultados de búsqueda

La CEOE pide cambios en el sector inmobiliario

Publicado por pisobcn en 17 octubre, 2016
| 0

No se puede posponer por más tiempo el inicio de nuevas promociones de viviendas. Ésta es la opinión expresada por la patronal CEOE en el informe El sector inmobiliario: propuestas para la recuperación. Este informe, elaborado por el Comité de Edificación Residencial de la Comisión de Infraestructuras y Urbanismo de la CEOE, pretende analizar la situación actual del sector inmobiliario y aportar una serie de propuestas que sirvan para conseguir la definitiva recuperación del sector inmobiliario.

Según la patronal, la recuperación del sector inmobiliario sólo será posible si se construyen 150.000 viviendas al año. Para alcanzar dichos niveles debería triplicarse el número de viviendas construidas en 2015. Con ello, y según los cálculos de la CEOE, podrían crearse unos 500.000 empleos que, de manera estable, colocarían de nuevo al sector entre los puntales más importantes del PIB.

Los datos dejados por la crisis son escalofriantes. Juan Lazcano, presidente de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC) habla de la pérdida de unas 210.000 empresas y de la destrucción de 1,4 millones de empleo en el sector. Al mismo tiempo, en el mercado existen aproximadamente entre 300.000 y 500.000 viviendas terminadas y no vendidas. Para la CEOE, gran parte de ese stock no va a poder venderse, bien porque son viviendas que se hayan en zonas que actualmente tienen poca demanda, bien por otros motivos.

Para que se puedan construir esas 150.000 viviendas anuales y el mercado pueda absorberlas hay que posibilitar el primer acceso a la vivienda de los jóvenes. Con la simple demanda de reposición (es decir, con la simple demanda de las personas que quieren mejorar su vivienda actual) no bastaría para sostener ese crecimiento. Pero… ¿cómo incorporar a los jóvenes al mercado inmobiliario de compra? Parece difícil con los salarios actuales, los tipos de contrato y, por tanto, con la actual capacidad de endeudamiento de dichos jóvenes. La respuesta que la CEOE da a esta pregunta es clara: reduciendo los costes de producción y, por tanto, abaratando la vivienda.

Para reducir dichos costes de producción deben darse, al decir de los empresarios del sector, dos pasos. Uno de ellos sería el de industrializar el proceso constructivo. La utilización de la Modelización Parametrizada (BIM) debería servir para ello. Otro de los pasos necesarios para abaratar la vivienda sería, desde el punto de vista de la CEOE, el de reducir la carga fiscal. En España, y según ha señalado el presidente del Comité de Edificación de la CEOE, Juan Antonio Gómez-Pintado, el 25% del precio de una vivienda son impuestos destinados a engrosar las arcas de las tres Administraciones (Estado, Comunidad Autónoma y Ayuntamiento). Ese porcentaje tan elevado contrasta con el 16% que, por ejemplo, se paga en Alemania.

Junto a estas medidas, la patronal propone las siguientes:

  • Que las Administraciones (estatal y autonómica) se impliquen decididamente en la reactivación del sector inmobiliario ofreciendo a quienes deseen comprar una primera vivienda la posibilidad de financiarles ese 20% del precio de la vivienda que no cubren los bancos. Esta medida ha dado muy buen resultado en el Reino Unido.
  • Que se reduzcan los requisitos exigidos para poder optar a una vivienda protegida.
  • Que se reduzca y racionalice la carga burocrática de la tramitación urbanística. En su informe, la CEOE habla de un modelo normativo complejo y heterogéneo que genera duplicidades, plazos incumplibles y arduos procedimientos que convierten dicho modelo en un modelo de difícil aplicación. La automatización de la concesión de licencias de edificación permitiría agilizar todo el proceso de la construcción de nuevas viviendas.
  • Que se cree un régimen impositivo especial para empresas dedicadas al alquiler y que se extiendan algunos de los beneficios fiscales de las socimis.
  • Que se unifiquen los impuestos autonómicos como el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales.
  • Que se aprovechen los fondos que la Unión Europea pone a disposición de los países miembros de la misma para ser destinados a rehabilitación y a eficiencia energética.

La última medida que la CEOE propone es la de buscar caminos de financiación alternativos al bancario. El crowdfunding inmobiliario y la fiducia inmobiliaria serían algunos de esos caminos. La CEOE propone también que se facilite al acceso al MaB (Mercado alternativo Bursátil) y al MARF (Mercado Alternativo de Renta Fija). Para alcanzar eso, señalan los portavoces de la CEOE basándose en los resultados de su informe, las empresas de la construcción deberían ganar tamaño.